lunes, 24 de enero de 2011

Desvaríos (I)

"Es mejor cojear por el camino que avanzar a grandes pasos fuera de él. Pues quien cojea en el camino, aunque avance poco, se acerca a la meta, mientras que quien va fuera de él, cuanto más corre, más se aleja"
(Angel Ganivet)

Despacio, sin prisa pero sin pausa, a veces coja y a veces recta, así continuo en esta etapa de mi vida, tratando de perseguir nuevos objetivos, pero sin acabar de encontrar mi camino.
No tardaré en actualizar el blog con algunas cosillas que he ido escribiendo de cualquier forma y en cualquier lugar...servilletas arrugadas, pedazos de papel y hasta una agenda nueva, son testigos de algunos de mis desvaríos...pero los desvaríos también son retales de mi vida, y dicen que "en el país de los ciegos, el tuerto es el rey".
(Ciega, lo que se dice ciega no estoy, pero sí que cada día me siento más miope; pero esa es otra historia de la que ya hablaremos)

Cambiando de asunto, quiero expresar mi total alegría por haber alcanzado los 61 seguidores. No sé si merezco tal "elenco", pero en cualquier caso, estoy tremendamente orgullosa de pensar que mis letras puedan interesar a alguien. Si en algún momento he captado tu atención, gracias por regalarme tu tiempo. Mi casa siempre estará abierta para ti, a cualquier hora, cualquiero día de la semana, y ya sabes que puedes servirte lo que te apetezca, sin condiciones, ni peros, ni porqués.

Ando inmersa en un momento personal que apenas me deja tiempo para mi. Las cosas se ponen cada vez más complicadas en el apartado personal-profesional-laboral...y eso me tiene "de los nervios". Tanto es así, que la consecuencia más directa es un pequeño sarpullido que recorre parte de mi cuerpo a causa del estrés y de los nervios.
Tendré que priorizar algunos asuntos y centrarme en aquello que realmente me conviene o interesa, porque desde luego es imposible "estar en misa y repicando". (Vaya, otro refrán al canto).

En fin, que actualizaré muy pronto, que a pesar de todos los pesares no les pierdo la pista, abro a diario el blogger para leer nuevos post y no perder detalle de lo que pasa en vuestras vidas, que siempre es un aliento fresco saber que estáis ahí...

Un beso enorme para todos y para todas (que este año en el curro estamos cuidando mucho lo del lenguaje no sexista, y no vaya a ser que me lea alguna de las compañeras de Igualdad), y gracias por seguir formando parte de los Retales de mi Vida.

6 comentarios:

  1. Es un placer saberse bien recibida en esta casa, ánimo con todo, a veces el camino se empina y cuesta mucho, pero poco a poco, la meta (la etapa) se vé más cerca.

    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Siempre es una delicia pasar a visitarte! mi regranerita! jejeje
    Cuida el strés, bueno, cuida de espantarlo claro
    jeje
    Un besote

    ResponderEliminar
  3. Cuídate guapa...y tómate tu tiempo y descansa....besooss

    ResponderEliminar
  4. PD: Felicidades por todos los seguidores....y por supuesto que te los mereces...los retales forman una linda manta que abriga en las noches de invierno....que frío hace por aquí....hasta ha nevado...jolines...jeje....más bss.

    ResponderEliminar
  5. Son momentos como éste,cuando sé que vale la pena mantener el blog, cuando más orgullosa me siento de formar parte de este "mundillo". Chicas...sois la leche.jajaja. Gracias por esos comentarios.
    Las llevo en el corazón.

    ResponderEliminar
  6. Hay que seguir, Magdalena, y dejar siempre un hueco para los amigos, que a fin de cuentas son los que sustentan a uno cuando las fuerzas flaquean. Un besote fuerte, buen domingo y mejor semana.

    ResponderEliminar